AL OTRO LADO DE LA CALLE DEL OTOÑO

viernes, 26 de abril de 2013

Escrito y carta desentendedores de amor

Escrito

La vida hoy nos estalla
como casi lo haría el sol
el día que estalle.
Emanando calor.

Humo volando que va.
Que viene.
_____________________ 

El fuego de este estar
crece a cada soplido que das
vos, que doy yo.
Mantener la constante.

Chispas sabor miel de voz.
Sonido a hoy.
_____________________ 

El cielo está gris ahí
en ese corazón encerrado
de un ser sin techo.
Hay aire que quiere ver.

Luz sin sol esperando.
Noches volviendo.
_____________________ 

 Se abren los ojos del amor, en pos de saberse bien y se despierta al rededor un sol cegador que no sabe de esperar al día en que sepas caminar sin mirar.
 Tu vida tambalea sobre la cuerda que es tirada por el paso del mañana y la consciencia de la voz de al lado que te grita por el opuesto, como un grito, y sin respirar: "hoy".
 El camino empieza a definirse poco a poco, enfocándose lo más cerca y tirando luz hacia el fondo de un viaje sin destino cierto que se denomina a sí mismo como el transcurso esencial de la compañía propia.
  _____________________   

Al instante de conocerse terminado el proceso, se puede estar en claro consentimiento de entender el falso conocimiento de tal. Movimientos así no permiten un final reconocible porque acaso alguno es imposible.
 _____________________ 

Garabatos centrífugos
que se escriben
pensando en uno mismo.
Para continuar.

El árbol está dentro tuyo.
La hoja viene sola.
 _________________________________________________

Carta

  Vengo para saberte presente para un para siempreTangible sobre mi cuerpo que quiere crecer con el tuyo y hacerse cargo de tal simbiosis.

  El tiempo nos dirá que para nosotros no existe el infinito, pero para él sí. Te digo, entonces, por qué no preguntarnos si acaso no puede ser así. Dejemosnos infinitos. Afirmemos que nuestras vidas serán inmortales, el día que se sientan juntas; y lo seremos. El mundo nos sorprenderá con su dejo de luz interminable e indescifrable para nuestro pensamiento, pero nosotros lo dejaremos atravesado por la eterna incógnita de cómo concretarnos sin final. ¿Siquiera nuestros propios corazones entenderán? El mío no determina con suficiente lucidez todavía lo que sucede ahora, antes que nada. Pero le creo innecesario tal atributo. Incompatible para con su condición. ¿Vos entendés algo de todo?
  Es por esto que te pretendo conmigo. No contengo las preguntas, y por menos las respuestas, a la extensa lista de incomprensiones e inexplicaciones que se hacen notar. Pero me entiendo partícipe de un sueño que quiere volverse sensible a lo real. No necesito de réplicas ciertas para esos lados de la situación que no logro desenredar aún. Solamente quiero tener la certeza de que estás ahí, esperando igual que yo, que el momento preciso llegue. Así poder estallar en un fuego que entenderemos, y repetiremos con tanto convencimiento, como inconcluyente.
  Vení, y acercate a mi piel. Fundirnos en lo que pensamos nos hace realmente concebir la efectividad de lo que buscamos.
 
  Quedate conmigo.
  Siempre con vos,
                           mi cuerpo y alma.

5 comentarios:

  1. yo creo que esto a mi me serviría para unos 5 posts jaja... que palabras... de desamor nada mas? salu2...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja :) es que por separado no tenían mucho sentido. Desamor? No! Todo lo contrario. Puro amor.

      Eliminar
  2. Me llamó la atención la palabra garabatos, algo que no se sabe que significan, si algo significan, porque no se entienden.
    Hay emociones así, ¿como mostrarles si no son entendidas por quien les pertenece?
    Tu texto tiene tal emoción, que no se puede mostrar indiferente al leerlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gustó tu comentario. Si ni uno mismo puede definir esas emociones, está claro que menos las va a entender el otro. Inconscientemente creo que por eso fue el título. Gracias, porque en realidad no lo había notado. Qué loco cómo cada quien interpreta de distintas maneras, no?

      Eliminar